domingo, 9 de noviembre de 2008

Kraftwerk - Electric Cafe




Título: Electric Café
Autor: Kraftwerk
Año: 1986
Género: techno-pop / electro

Comentario: Este quizá no sea el mejor de los álbumes de Kraftwerk para la mayoría, ni tampoco el mejor álbum para introducirse en su obra. Sin embargo, sería injusto decir que es un mal álbum. Todo lo contrario. En 'Electric Cafe' encontramos algunos de los momentos más gloriosos de este grupo alemán, a quienes todo el mundo coincide en señalar como los "padres" de la Música Electrónica (aunque siempre se infravalora el papel de los japoneses Yellow Magic Orchestra, desde mi punto de vista igual de importante) Kraftwerk no fueron los primeros en experimentar con sintetizadores y otros aparatos electrónicos, ya que eso llevaba haciéndose desde varias décadas atrás. Más bien su logro fue a) basarse casi exclusivamente en estos aparatos para crear su música y no únicamente utilizarlos de manera complementaria b) crear un estilo propio, que sentó en gran medida las bases de la música electrónica que se hace hoy y c) ante todo, hacer música maravillosa.

Electric Café fue editado en el año 86 (dos años después de lo previsto) cuando ya eran plenamente famosos y, visto en perspectiva, el sonido de este álbum no resulta tan innovador para su época como lo fueron los anteriores discos. Me parece normal, teniendo en cuenta que muchos otros artistas habían asimilado parcial o totalmente el sonido electrónico. Sin embargo, cabe decir que probablemente, Kraftwerk siempre hayan estado un paso por delante en cuanto a vanguardia y experimentación.
Respecto al disco que nos ocupa, contiene temas increíbles como "Boing Boom Tschak" o "Techno-pop", una especie de homenaje a la Música como caudal de ideas aparentemente inagotable y eterno.
"The telephone call" es mi tema favorito del álbum. Llevo una temporada sospechando que detrás del minimalismo de las letras de Kraftwerk, aparentemente muy sencillas, éstas esconden algo de profético y de crítica política y social. Sus letras son aparentemente muy simples, demasiado, pero si nos dejamos envolver por la melodía y el ritmo, cobran un sentido totalmente nuevo, mucho más profundo. Y como cualquier buena obra de arte, dejan también un lugar para la imaginación del espectador, y al igual que en un final abierto, evocan o remiten al mundo particular de cada uno de nosotros.
Kraftwerk estaban musicalmente adelantados a su tiempo, quizá porque fueron capaces de imaginarse el mundo que estaba justo a la vuelta de la esquina, y que hoy es una realidad. Al respecto, en Wikipedia se menciona lo siguiente sobre sus letras: "Su sencillez expresa una ambigüedad compleja y controvertida. Coherentes con su nombre, celebran el progreso industrial y las modernas morales e inventos; con una ingenuidad consciente de las consecuencias. Transmiten con maestría una sensaciones de alienación, nostalgia y ganas de huir, además de una cierta incomodidad y preocupación"

En "The telephone call" encontramos un buen ejemplo. Nos muestra lo que quizá en el año 86 tan sólo se intuía, y hoy es algo cotidiano. Un mundo interconectado, donde la gente es capaz de salvar grandes distancias gracias al teléfono (aún no existía Internet tal como hoy la conocemos todos, ni había nacido la World Wide Web) Y donde, paradójicamente, la gente se siente sola.

"I give you my affection and i give you my time,
trying to get a connection on the telephone line.
You're so close but far away, 
I call you up all night and day.

I give you my affection and i give you my time,
trying to get a connection on the telephone line.
I call you up from time to time,
to hear your voice on the telephone time."

La música y la letra transmiten una belleza inusitada, y casi podría ser una canción de amor. Pero también transmiten toda la crudeza de la incomunicación y de la soledad. Nos recuerda esas ocasiones en las que necesitamos urgentemente hablar con alguien por teléfono y el número no está disponible o comunica o nadie contesta. Y sentimos esa angustia de estar solos ante el teléfono, sin nadie al otro lado. Esto se refleja en la canción mediante ruidos telefónicos que suenan sin parar, y voces de operadores de distintas nacionalidades que nos indican con frialdad cosas como "the number you have reached has been disconnected" o "please, check the number and dial again!"

No hay comentarios: